Google+

miércoles, 7 de septiembre de 2011

Los otros zapatos de Mercurio: Mercurio en Virgo, 2011


Mercurio ingresa en el signo de Virgo, este jueves 8 de septiembre, ya en horas avanzadas de la noche, incluso en algunos lugares ya será viernes cuando esto ocurra. Mercurio es el regente de este signo de tierra por lo que decimos que se dignifica. El mensajero de los dioses llega a uno de sus dos hogares, el otro es el signo de Géminis. La estadía por su propia casa se extenderá hasta el 26 de septiembre.


Virgo, es un signo que relacionamos con la mente organizada, con el intelecto especializado, por la búsqueda incansable de soluciones, aunque para algunos Virgo es un signo que busca la perfección, en realidad es un signo cuyo objetivo es la organización. Por eso vemos que Mercurio en Virgo, es analítico, detallista, muy práctico y sumamente estructurado con sus pensamientos, todo encaja perfectamente no queda ninguna pieza suelta. Mercurio es un planeta personal, interior, trabaja en función de nuestro Sol y no en la Colectividad como sí lo hacen Neptuno, Urano y Plutón. Virgo gobierna originalmente la casa 6, la cual relacionamos con el trabajo, especialmente el que realizamos día al día, en cierta forma la casa 6 se vincula con la rutina.

 Limpio, organizado, nítido e inmaculado:



Mercurio en Virgo cuenta con mucho poder, el dios mensajero se encuentra en el elemento tierra, lo cual nos resulta muy propicio para todo lo relacionado con el mundo tangible, con el mundo material y real.


El recorrido de Mercurio por Virgo, es un momento ideal para enfocarnos en nuestro trabajo diario, en planear soluciones a problemas con los que lidiamos todos los días. Este es el momento para tomar el control, muchas veces lo mundano y material es el causante de nuestras tribulaciones: el desempleo, las deudas o por el contrario, el exceso de trabajo, la falta de vacaciones. Mercurio en Virgo, conoce muy bien esas dos caras y es importante que trabajes con este planeta, en esos aspectos, enfocarse en estos detalles mundanos es necesario y encontrarle solución debe ser prioridad durante este tránsito.

Mercurio en Virgo , al igual que en su otro domicilio (Géminis ) se encuentra en un signo mutable y dual, para muchos no es fácil encontrar la dualidad de Virgo, sin embargo, el contacto de lo divino y lo mundano se encuentra presente, incluso en el concepto cristiano de la Santísima Virgen María. Lo inmaculado y la pureza característica de lo divino se encuentran en una mujer cuyo origen es humano, y por ende impuro. La dualidad de Virgo es esa entre lo profano y lo divino, por eso la casa 6 zodiacal es el puente entre el mundo personal y el colectivo.

Mercurio en Virgo cumple con esa función dual, el encontrar la utilidad del quehacer diario, del trabajo y de la rutina y en convertirlo en algo más sustancial en nuestras vidas. Mercurio en Virgo puede ser un poco obsesivo con la pureza, por eso generalmente nos encontramos en momentos durante este tránsito en donde depuramos constantemente nuestros planes, buscamos la nitidez en nuestras ideas.


Por eso si tienes un plan, una idea. Este periodo es el momento ideal para que la concretes para que le des forma y se materialice. ¿Tienes un proyecto en mente? Recuerda que al ingresar Mercurio en Virgo inmediatamente se encontrará formando una vez más un Gran Trino de Tierra, una configuración fabulosa para convertir cualquier deseo por más complejo que sea en un proyecto viable, la combinación de Plutón, Júpiter y Mercurio, todos en signos de tierra te darán si estás dispuesto a escucharlo “el paso a paso” para lograrlo.

Con los pies en la tierra:


Todos sabemos ya que Mercurio es el más inquieto de todos los dioses, que para ir de un lado a otro lo hace volando y que para tal propósito cuenta con unas muy modernas “converse” con alas, pero Mercurio en Virgo, necesita cambiar sus zapatos deportivos, por sus otros zapatos, aquellos más formales. En virgo, necesita desplazarse por bancos, por diferentes comercios y negocios. Por lo que Mercurio necesita lucir unos muy brillantes zapatos de trabajar. Sí recuerdas la mitología Hermes (Mercurio) es el dios de los mercaderes, del comercio, es el que tiene a cargo la conclusión de un buen trato. Así que aprovecha este tránsito y negocia tus deudas, implementa nuevas ideas para mejorar tu negocio, y viste impecablemente que ya sabes “Virgo” es un signo en donde todo tiene que calzar con precisión, hasta tu vestimenta.

 No puedo estar sin mis converses:

¿Será en realidad tan importante cómo te vistas para Mercurio? La verdad, no tanto, Virgo sigue siendo un signo mutable, le gusta cambiar, adaptarse. Y lo hemos visto, los nuevos billonarios, han amansado su fortuna con actividades mercuriales, la comunicación, las redes sociales, la telefonía celular, Apple, etc.. ¡Y ninguno de ellos viste precisamente muy formal!

¿Será que Mercurio, ni siquiera en Virgo, puede estar sin sus converses? La verdad que por ahí me contaron, que es cierto, Mercurio ama sus zapatillas deportivas, y no le gusta estar sin ellas, usará sus zapatos estilo “Oxford” para actividades muy formales, pero cuando pueda irá por sus converse. Ya sé, todo esto te parece muy banal, y sin importancia, pero déjame explicarte cual es el concepto detrás de todo esto: Mercurio es en Virgo, muy adaptable, aún cuando esperaríamos que al tratarse de un signo de tierra, fuera más rigido. Mercurio necesita estar cómodo, necesita ir de un lado a otro para soluciones tus problemas. Virgo, es un signo relacionado con la salud y con el servicio, ¿y cómo vas a ser servicial y tener una salud envidiable si te incomodan tus zapatos?


Así es amigos Mercurio en Virgo te ayudará en muchos aspectos, pero también te dirá que busques estar cómodo con lo que haces, que te sientas bien con tu trabajo, y si no te sientes a gusto, mejor te buscas tus “converses con alitas” y te vas volando de una vez por todas… ¡Por tu salud y por tu propio bien!