Google+

martes, 11 de octubre de 2011

Ese tan esperado tête à tête: Luna Llena en Aries, 2011



Una vez más la luna nos dará todo su esplendor e iluminará la noche, como lo ha hecho desde los orígenes de nuestra humanidad, en esta oportunidad, lo hará desde el signo del Carnero, Aries, un signo de fuego, un signo Cardinal. 


La luna llena ocurre cuando la Luna se encuentra en oposición exacta con el Sol, y su sentido astrológico tradicional es el de culminar lo que se inicio durante la luna nueva anterior, la luna nueva en Libra del 27 de septiembre. 


Aunque es de esperarse que esta sea una luna incendiaria que con su paso arrase con todo, esta luna más allá de la previa conjunción con Urano en Aries, o del trino con Marte en Leo, posee características que nos hablan de liberación, rebeldía, e identidad, en especial la identidad y rebeldía femenina. 


La Luna en Aries en el momento de su oposición con el Sol en Libra estará en conjunción con Lilith y Eris, dos personajes, que creo hasta el día de hoy menciono. Además esta tripleta Luna-Lilith-Eris se opondrá además del Sol a Saturno en Libra. 


Las chicas malas gustan de las dulces manzanas: 



Hablar de Lilith y de Eris, al igual que hablar de la Luna y Venus, es hablar de arquetipos femeninos. Sin embargo, no vayas esperas dulzura en la diosa de la discordia (Eris) o en la primera esposa de Adán (Lilith), más bien estos dos personajes femeninos representan el deseo de emancipación femenina. 

Eris; la diosa de la discordia, fue quién lanzó la famosa manzana en el mito del Juicio de Paris, una historia que desencadena en la mítica guerra de Troya. Eris es la fuerza disruptiva del Universo, su opuesto Eros, es la energía que todo lo une. Para algunos especialistas Eris también es la hermana de Ares, el dios de la guerra y solía acompañarlo en todas sus batallas. Astronómicamente hablando, se le ha llamado Eris a un planetoide cuyo tamaño es mayor que Plutón, de ahí que fuese bautizada con el nombre de la diosa de la discordia griega, pues luego de este hallazgo, Plutón pasó a ser un planetoide. 


Lilith por su parte, surge de la mitología judaíca, se le adjudica el título de primera esposa de Adán, antes de Eva, una mujer que no nació de la costilla de nadie, sino a imagen y semejanza de Dios. Adán trato de controlarla, pero nunca lo logró, ella prefirió huir del Paraíso, aunque fuera de él, terminase convertida en una especie de monstruo, para muchos Lilith es quién originalmente ofrece el fruto prohibido a Eva. Lilith, se conoce también como la Luna negra y es el punto más lejano de la elíptica lunar, de ahí que se le relacione con la feminidad suprimida, pero siempre latente a explotar.


Entonces vemos como la Luna, no se encuentra sola durante la oposición con el Sol, aunque el Sol tampoco lo está. 


Saturno como un aliado del Sol: 


El Sol es en un principio puro Yang, energía desbordantemente masculina, aún cuando es una estrella, en nuestro español usa el artículo masculino “el”. Saturno, también lo es. 

En el momento de la luna llena el Sol estará en conjunción con Saturno y en oposición con el trío femenino del que ya hablé. Esta conjunción nos dice que la recompensa por nuestro esfuerzo y dedicación esta cada día más cerca, pero también nos indica una gran rigidez, el Sol, siempre se le ha relacionado con los reinados, las monarquías y los gobiernos, y Saturno por su parte es la representación de las viejas estructuras, el status quo. 

Esta unión Sol-Saturno puede ser muy favorable, pero para sacarle el mayor provecho debemos entender porqué la Luna y sus chicas se oponen rotundamente a esta conjunción. 

¡Quema tus bras!: 


 Cualquier oposición planetaria que ocurra en el eje Aries-Libra siempre nos traerá el mismo mensaje. No puedes ser un 2, sin haber sido antes 1. 


Hay relaciones interpersonales, e incluso, pueblo-gobierno, que se fundamentan en el miedo (Saturno) y la dependencia. Relaciones en donde tú, no tienes vida propia, en donde lo que hagas deberá ser evaluado primero. Algunas veces sobrevivimos a estas relaciones, como sobrevivimos a tantas otras cosas, pero, tarde o temprano, el sinsabor, el agridulce se vuelve demasiado notorio. 

El fuego de Aries, siempre se resistirá rotundamente a perder su identidad, si realmente no te gusta la autonomía, si te gustaría pasar el resto de la vida, sobreviviendo y no viviendo, quizás este plenilunio, ni te haga cosquillas, pero si buscas tu libertad, si buscas el equilibrio y la identidad, esta luna activará tu fuego interno, el fuego de la purificación. Lilith y Eris, se han proclamado autosuficientes, no necesitan ser la sombra de ningún hombre, mientras que la Luna en Aries, es una amazona completa, a quién no le importaría deshacerse de uno de sus senos para demostrar que puede ser tan ágil como cualquier hombre. 


El ambiente que describo y que corresponde a esta lunación tal vez te parezca en exceso feminista, pero, ¡piénsalo bien!, acaso podemos hablar con seguridad de la igualdad real, parecemos más civilizados en apariencia, somos muy Sol-Saturno. Pero, si miras las estadísticas, de muertes por violencia domésticas, si miras más allá de tus fronteras, te encontrarás en lugares donde tendrías que ocultar tu belleza femenina detrás de un velo, llegarías a lugares en donde las mujeres nunca sienten placer y son menos que una muñeca inflable de un sex-shop. Esta luna llena es femenista, es rebelde, es explosiva y grita: ¡Liberación!