Google+

viernes, 16 de diciembre de 2011

Adventus Redemptoris: fin de semana 16-18 de diciembre, 2011



Quisiera contarte que desde que Marte ingreso a Virgo, he sentido una fuerte necesidad de simplificar el material que comparto en “Amigos de las Estrellas” lo cual astrológicamente me parece muy lógica, en especial si tenemos en cuenta que mi signo solar es Aries y por ende los tránsitos marcianos son determinantes en mi vida.  Dentro de esos cambios que tengo planeado ir incorporando  es el de retomar la nota completa del fin de semana, ya sabes aquella que publicaba todos los viernes temprano con mi interpretación de los tránsitos más importantes para los 3 días del fin de semana.  Al retomar la nota del fin de semana, quedo libre para descansar y recargar mis baterías, las cuales por cierto en este momento se encuentran a full, gracias a Urano en Aries.  Sin embargo, me parece muy comprensible que aún cuando me siento muy enérgico me tome un descansito todas las semanas.

Así que sin más preámbulo vámonos de una vez al día a día para este fin de semana, el cual por cierto iniciamos con la luna en el signo de Virgo.

Viernes 16 de diciembre:


Al ingresar la luna en el representante mutable del elemento tierra, Virgo, formará un gran trino (Luna en trino con Júpiter rx en Tauro y con Plutón en Capricornio), la Luna este viernes también se encontrará en cuadratura con Mercurio en Sagitario.

Simplificar, encontrar la utilidad a nuestras acciones es el mensaje siempre implícito en el signo de Virgo, por lo que al encontrarse la luna bien aspectada con Plutón y Júpiter, nos invita  a darle un giro a nuestros planes, especialmente a aquellos que buscan resolver conflictos básicos, conflictos que aunque parezcan tontos, son básicos para mantener nuestro buen humor y ecuanimidad.  Quizás el único conflicto para dar ese pequeño paso y  eliminar un poco la carga que llevamos a cuesta sea encontrar la forma correcta de comunicar nuestra inconformidad, la luna en Virgo puede ser un poco quisquillosa y caer con facilidad en el vicio de la crítica excesiva y una cuadratura con Mercurio en Sagitario, no es muy favorable para la buena comunicación, especialmente si tienes en cuenta que al signo de Sagitario, no va tanto por los detalles sino por el panorama general.

Sábado 17 de diciembre:


La Luna virginiana se encontrará en conjunción con Marte (en Virgo) y en trino con Venus en Capricornio y antes de estos dos aspectos nos encontraremos con nuestro satélite en cuadratura con el Sol en Sagitario, sí efectivamente nos encontramos en pleno cuarto menguante.

El sentido de limpieza y purificación tan relacionado con Virgo se incrementará este día, pues este significado se refuerza con el cuarto menguante,  una fase lunar que nos recuerda que para empezar un nuevo ciclo (luna nueva en Capricornio) debemos primero despojarnos de una que otra piedra en nuestros zapatos. ¿Tendremos la fuerza para hacerlo? Sí, la tendremos de eso precisamente va la conjunción Luna-Marte. ¿Valdrá la pena hacerlo? Sí, responde con fuerza el trino Luna-Venus.  Así que aprovecha este sábado y preguntante que debes dejar atrás de este 2011 para empezar desde cero en este 2012, que cada día está más próximo.

Domingo 18 de diciembre:


La Luna ingresa este día en el signo de la balanza y nos preguntará: ¿si era realmente necesario hacer esos cambios, si era justo? En Libra la luna se encontrará en oposición con Urano en Aries, en quincuncio con Júpiter en Tauro, en sextil con Mercurio en Sagitario y en cuadratura con Plutón en Capricornio.  Todos estos aspectos dan como respuesta un SÍ rotundo. Urano en Aries, quiere seguir adelante y desea hacer frente a cualquier consecuencia, Júpiter en Tauro, sabe que todo es cuestión de llevar todo con calma, Mercurio en Sagitario mantener y expresar nuestro entusiasmo, no caer ante la adversidad y Plutón en Capricornio, pues lógicamente, dice: ¡Bienvenidos los cambios!

Este domingo nos encontraremos también con la cuadratura de Venus en Capricornio con Saturno en Libra. Estos dos planetas han estado trabajando en conjunto, en un aspecto que conocemos como recepción mutua, un aspecto que como lo sugiera su nombre involucra trabajar en equipo. El proyecto en el que han venido trabajando este dúo ha sido en aceptar de forma responsable y madura lo que es el compromiso, especialmente en todas aquellas relaciones basadas en la interacción entre dos personas, la más común de éstas como es de esperarse es la interacción con nuestra pareja. Este domingo debido a esta cuadratura podríamos estar inmersos en esa tensa situación en la que debemos llegar a acuerdos en donde uno que otro punto de esa negociación no nos parezca justo, sin embargo, ten presenta la premisa de la “recepción mutua”. Si no me lastimas yo no lo haré.

Adventus Redemptoris, he decidido llamar así a esta nota del fin de semana, para recordar que nos encontramos en espera de la llegada del día en que el redentor nace, 25 de diciembre, el día de la navidad. Pero antes que este día llegue, los católicos nos encontramos de lleno en el adviento y de hecho, este domingo, encendemos en nuestra corona de adviento, la última vela, indicando con este ritual que nos queda tan sólo 7 días para esa fecha tan especial e iniciamos una especie de “semana santa navideña”. Indiferente de tu creencia o religión, la navidad es una fecha con una carga muy poderosa y que pocos se atreverían a borrar del calendario. Este fin de semana, la luna nos acompaña en el signo de la Virgen, y si retomamos el concepto cristiano de Virgen, la imagen será la de la Virgen María, interceptora entre Dios y la humanidad. Esa función de puente también la tiene el signo de Virgo, de ahí que es un signo mutable, porque se divide en dos, una fase terrenal y una divina, por eso este fin de semana, es tan importante, más allá de ser el último para finiquitar las compras navideñas, es el momento de aceptar nuestra misión, como en algún momento con humildad acepto la virgen María ser la madre del redentor.

¡Feliz fin de semana!