Google+

jueves, 29 de enero de 2015

Cardumen: Stellium Pisciano





Llamamos Stellium al conglomerado de 4 o más planetas en un mismo signo o casa zodiacal. Algunos años en ciertos momentos esto suele ser muy común. Hoy nos encontramos con uno de ellos, gracias a la reciente entrada de Venus en Piscis, el signo de los peces ha llegado a ese punto en el que se encuentran transitando por él 4 planetas. Estos son Venus, Neptuno, Marte y Quirón. La última vez que tuvimos un stellium en Piscis aconteció durante el mes de marzo del 2013, cuando se encontraban ahí, Mercurio, Marte, Venus,  el Sol, Neptuno y Quirón.


Los Stellium tienen diferente grado de repercusión en nuestras vidas, porque no solo se trata de cuatro o más planetas en un signo sino se trata que entre ellos exista algún tipo de interacción (Conjunción), la verdadera energía del Stellium se manifiesta conforma esto va sucediendo, en este caso, en específico, este sábado 31 de enero cuando Marte en Piscis esté en conjunción con Quirón, Venus en Piscis se esté separando de la cuadratura con Saturno en Sagitario, para estar en conjunción con Neptuno (1 de febrero) a partir de ese momento, la fiesta pisciana estará oficialmente inaugurada y esa fiesta terminará el 20 de febrero cuando Marte y Venus ingresen ambos en Aries.


La energía del Stellium corresponde a la energía propia del signo, que tan bueno pueda ser para ti, dependerá de la relación que tenga estos planetas con tus planetas natales y la casa zodiacal en la que se ubiquen. El Stellium pisciano se manifiesta con mucho protagonismo porque incluye a Neptuno regente de Piscis. Así que veremos en estas próximas semanas todas las posibles manifestaciones de este signo. Para entender este stellium tenemos que tener primero muy claro, las implicaciones propias de este signo acuático.



Piscis es el último signo del Zodíaco, representa sin duda, el Gran Final, pero, como los peces girando que lo representan, ese final no es más que el propio mándala del Eterno Retorno. La unión de todos los puntos inconexos en tu vida se encuentra ubicados aquí, en este signo, que busca la disolución perfecta y total con el Universo, con lo Divino, con el Todo. Con Piscis el tiempo no existe, porque todas las posibilidades conviven, el pasado, el presente y el futuro son uno y a la vez ninguno.  Llegar a Piscis, significa haber recorrido los once signos zodiacales previos, y unificarlos en uno solo, las experiencias vividas en cada uno de los signos restantes forman parte de la aventura que propone este Stellium.



Piscis es como te mencioné el Eterno retorno, pero, en realidad, ¿Adónde regresamos? Es simple, regresamos el punto de partida, regresamos al útero materno, a las aguas esenciales donde surge la vida, pero, no tu vida, ni la mía, sino la VIDA en General. Es el retorno a la inocencia, es la vuelta al jardín del Edén, pero, un Jardín del Edén en donde la serpiente convive con todos los demás habitantes, en donde las diferencias no existen porque todos somos uno y a la vez ninguno. De ahí, es que podemos entender, el ir y venir de este signo, las dudas existenciales, el psiquismo manifiesto, la genialidad que raya en locura, porque de alguna forma quien posee una alta energía de este signo parece que ha bebido del agua de la fuente primigenia.

Células Madres


Piscis, sería algo así como las células madres, esas que pueden convertirse en cualquier otro tipo de célula y dar forma y vida a cualquier tipo de tejido. Se habla de sostén y pensamos en la Tierra o en Saturno, planeta que es el “non Plus” de la estabilidad y el sostén. Sin embargo, el sostén, la estructura está ligada al orden y el orden desafortunadamente no es lo natural, El Caos y la Entropía es a lo que tiende el Universo, quien haya estudiado física, sabe que la segunda ley de la termodinámica postula precisamente eso,  que existe un deterioro general pero inexorable hacia el Caos, que cada instante el Universo se expande gracias a él y que aun cuando parezca que ese progreso lleva a la destrucción, el final nunca será final, porque el Universo siempre buscará hacer uso de todas las posibilidades y todas esas posibilidades ocurren al mismo tiempo, porque el universo no es universo es multiverso. Y eso es Piscis, un universo contenido en otro que a la vez contiene a otro y así hacia el infinito.



Y todo esto para qué? Para decirte que este Stellium pisciano nos movilizará a ver todas las posibilidades, a vivir todos los roles que debemos asumir, a desplegar todo el abanico de emociones que como seres humanos poseemos, agilizará nuestra adaptación, porque la empatía con el entorno se ve altamente sensibilizada, durante este Stellium seremos como los peces, que aunque se mueven en sentidos diferentes, nunca chocan, que como Cardumen parecieran ser una sola entidad pero, como seres independientes pareciera que cada uno es cada uno. Este Stellium Pisciano nos invita, en efecto, a conectar con el Caos, a vivir un poco la vorágine pero a darnos cuenta también que como esos dos peces unidos por un cordoncillo de plata, símbolo de Piscis, existen en ese andar en sentido contrario un punto de equilibrio, un punto que para algunos puede ser como el ojo de la Tormenta, un punto en el que nuestro crecimiento es tal que hemos dejado de temer porque sabemos que estamos en contacto con la Nada que También es el Todo, y que cuando Nada se teme TODO puede suceder!
 
Multiverso


Daniel Bolaños
Astrocoach
Tarifas y servicios: